A cambio de nada

ACambioDeNadaÚltimamente me estoy reencontrando con el cine. Con el buen cine y más concretamente con el buen cine español, que pese a los cerrados de mente que piensan que aquí solo se hace basura, hay muy buen cine español. Hace unos días vi Magical Girl, sorprendente, y esta noche me he encontrado con la grata sorpresa de A Cambio de nada. Además me he reencontrado con una experiencia que hacía tiempo que no vivía: una sala de cine. Y yo sólo. Sin siquiera nadie con quien comentar la película después. Ese placer de comprar MI entrada y ver la película que me apetecía. Y me ha gustado la experiencia.

A cambio de nada tengo que recomendarla. Mucho. Me parece una película deliciosa. Una película de búsqueda de uno mismo. Una película llena de personajes maravillosos. De perdedores luchadores. De gente que se inventa vidas y que busca una vida a la que aferrarse. De personas que buscan una felicidad que se les intenta escapar. Una película de “hacerse fuerte”. Y de amistad. Una deliciosa película de Amistad con mayúsculas.

La principal y más obvia la de esos dos quinceañeros que llevan juntos toda la vida. Es deliciosa. Me recuerda otra gran película de amistad, Cuenta conmigo, y una gran frase final. Decía algo como “nunca he tenido amigos como los que tuve con 12 años. Dios, ¿Los tiene alguien?“. Es esa amistad inconsciente y ciega. Ese darlo todo por un amigo, sentir que nunca te van a abandonar pese a todo. Esa amistad profunda y que imaginas de por vida. Esa amistad que reconozco envidiar porque nunca he tenido esos amigos

No he tenido esos “amigos de infancia” con los que compartir el descubrir del sexo, del alcohol, las drogas, gamberradas, discotecas… Me da muchísima envidia sana, si es que existe ese tipo de envidia. Cuento hoy en día mis amigos con los dedos de una mano, y me sobran. Estoy muy feliz de esos amigos que tengo pero han ido entrando en mi vida mucho más tarde. Esas historias de veranos compartidos y aventuras como las de Cuenta Conmigo o las que describe maravillosamente Daniel Guzmán (un auténtico crack) en A Cambio de Nada no las he vivido jamás. Esa búsqueda de “huérfanas” en la discoteca, ese cubrirse el uno al otro siempre, pase lo que pase, ese perdonarse todo sin pedir perdón. Me parece fabuloso.

A Cambio de Nada es maravillosa. Esa “Antonia”, que como curiosidad os diré que es la mismísima abuela de Daniel Guzman, es maravillosa. Esa sabiduría, tranquilidad, cariño, …. Tanta vida detrás de esos ojos. Ese Luis Tosar, que siempre llena la pantalla, esos niños,… todos. A Cambio de Nada hay que disfrutarla. En Málaga me temo que queda poco tiempo para verla pero si tenéis ocasión vedla, no os la perdáis. Una delicatessen de esas que hacen que, pese a todos, vuelvas a creer en las personas. Y en la magia del cine para contar historias y emocionar.

También puede que te interese...

  • Antes del amanecer11 julio, 2015 Antes del amanecer (4)
    Seguramente os sonará a muchos el título de este post. Es el título de una película que […]
  • Da igual1 mayo, 2014 Da igual (0)
    Da igual a cuanta gente siga en twitter, cuantas listas y tontas cree o como me […]
  • De True Detective y El corazón del Ángel22 junio, 2014 De True Detective y El corazón del Ángel (0)
    Igual a lo tonto los sábados acabo haciendo una sección de cine o yo que sé, que ya […]
  • Reservoir Dogs29 agosto, 2014 Reservoir Dogs (0)
    Acabo de ver Kill Bill Volumen 2. Ayer encontre en Neox, si no me falla la memoria, el […]
  • Mi querida pelirroja17 mayo, 2014 Mi querida pelirroja (1)
    Creo que todos tenemos alguna querida pelirroja en nuestra vida y en nuestro corazón

3 thoughts on “A cambio de nada”

  1. Hay que reconocer que de un tiempo a esta parte se están haciendo muy buenas películas españolas, el problema está está en que por cada película buena te cuelan tres de esas de “cultura europea”, que dice antena 3. Eso te hace pensar en la cantidad de buenos guiones que se pueden haber quedado por el camino por acabar haciendo la comedia facilona de turno, para lucimiento del maciz@ de turno.

    En cuanto a la amistad… yo tengo amigos así, casi 30 años juntos, con nuestras idas y venidas. Siempre con la distancia de por medio y, aún así, cuando nos vemos parece que hace 1 día que no nos vemos. También reconozco que en un corto periodo de tiempo entró mucha gente en mi vida, por algunos daría un brazo si hiciese falta; otros, a los que se les llenó la boca de: amigos y amistad, me costaría muy mucho el compartir una simple cerveza con ellos, a pesar de que me sigan importando demasiado…

    En fin, tomo nota de la recomendación y en cuanto pueda haré por ver la peli.

    Un abrazo, y buen domingo!!

    1. Pasa igual con el cine no español. Par una buena película cuanta basura de usar y tirar nos cuelan. Sin embargo parece importarnos menos.

      Envidio esos amigos que dices que tienes. De los otros, hay gente que usa eso de ‘amigos’ con demasiada ligereza y tal como lo se amigan se desamigan. El tiempo es sabio y pone a cada cual donde corresponde.

      Un abrazo y buen domingo Jordi!

      1. Hombre, en el caso de las no españolas no es nuestro dinero, mientras que las españolas, con tanta subvención, sabes muy bien de donde viene la pasta.

        No hay mucho que envidiar, gente normal que un día coincidió en el sitio correcto y, por algún motivo, la rueda giró, salió ganador y hasta estos días. Cierto, siempre he dicho que hay gente que usa muy a la ligera la palabra “amig@”…

Deja un comentario