Comentar por comentar

Lo he comentado en más de una ocasión por aquí: cuanto nos cuesta en general reconocer lo bueno. Bondades, alegrías, trabajo bien hecho, cuando algo nos agrada… Parece que quedamos mal al decirlo. Nos tachan, o nos tachamos, de pelotas y/o halagadores. Hablo en general pero sobre todo en internet. Creo que de ahí viene […]